miércoles, 1 de abril de 2015

Portátil para juegos 17": MSI GT80S 6QE-085XES TITAN SLI

FICHA TÉCNICA
Microprocesador: Intel Core i7-6700HQ (2,6 Ghz. / TDP. 45 W. / 6 Mb. cache L3).
Memoria RAM: 16 Gb. de memoria DDR4 a 2.133 Mhz. (Ampliable a 64 Gb.)
Almacenamiento: SSD de 256 Gb. M.2 + disco duro de 1 Tb. a 7.200 rpm.
Sistema operativo: Windows 8.1 (64 bits)
Red: Gigabit Ethernet, Wifi-AC y Bluetooth.
Tarjeta gráfica: 2X nVidia Geforce GTX 980M en SLI (8 Gb. GDDR5 cada una).
Pantalla: 18,4" Full-HD (1920x1080) con tecnología PLS.
Dimensiones: 456x331x49 mm.
Peso: 4,8 Kg.
Otros
5 puertos USB 3.0, 1 puerto USB 3.1 de tipo C, salida HDMI, salida DisplayPort, salida de audio digital S/PDIF, lector de tarjetas SD/MMC, teclado retroiluminado con "bloque numérico" separado, sistema de altavoces 4.1 Dynaudio, touchpad multi-táctil y webcam HD.

Precio (Actualizado 31
/10/2016):
PcComponentes: 2.199 € (IVA incluido)
Amazon.es: 2.398,75 € (IVA incluido)
Fnac.es: 2.513,93 € (IVA incluido)

Más información:
Página oficial
Review en Notebookcheck.net (en inglés)
Review en Hexus.net (en inglés)

Review en PcWorld (en inglés)

Tras unos años en los que, para comprar portátiles con 2 gráficas dedicadas, era necesario buscar en tiendas extranjeras, varios fabricantes con presencia en nuestro país están ofreciendo modelos compatibles con está característica, caso del modelo de está entrada, el MSI GT80 2QE Titan, una verdadera bestia que, equipado con sendas tarjetas nVidia Geforce GTX 980M, promete el mayor rendimiento gráfico del momento, y que presenta ciertas peculiaridades muy poco habituales en modelos portátiles como, por ejemplo, un teclado mecánico (la primera vez que veo algo así).

Mientras los teclados de membrana cuentan con una fina lámina de plástico, con zonas sensibles a la presión que, una vez activadas por el contacto de las teclas, transmiten una señal a un pequeño integrado que, a su vez, transmite una orden al ordenador, los mecánicos cuentan con una especie de interruptores mecánicos bajo cada tecla, que son los encargados de transmitir la señal al integrado, y este a su vez al PC.

Este tipo de teclados proporcionan una mejor experiencia táctil, resultan más fiables, y tienen una vida útil 10 veces superior a la de los de membrana, pero resultan mas caros de fabricar, hacen bastante más ruido y son mas gruesos que estos.

Precisamente, el mayor grosor de este tipo de teclados ha obligado a modificar el diseño del GT80, en el cual se prescinde del reposamuñecas y se coloca el teclado pegado al frontal del portátil, mientras que el touchpad se sitúa en la parte derecha de esta, existiendo una ancha superficie lisa (con un dragón "tatuado") entre el teclado y la propia pantalla.(alrededor de 15 cm.).

Excepto por esta singularidad, su diseño exterior es muy parecido al de otros modelos de la última generación de este fabricante, presentando una agresiva cubierta de aluminio cepillado negro que cuenta con sendas luces de color rojo sobre su superficie, situadas simétricamente con respecto al centro del portátil, en el cual encontramos el dragón que sirve de logo a las gaming series de MSI.

Las llamativas toberas, presentes en los laterales y en la parte trasera, dan a este modelo un aspecto muy agresivo, algo a lo que contribuyen las finas lineas rojas presentes en la zona de la bisagra.

Con casi 5 kilos de peso, se trata de uno de los portátiles más pesados que he visto en los últimos años, mientras que su grosor es similar al del, también MSI, GT72 (analizado en Putoinformatico), y ligeramente inferior al del Asus ROG G751 (comentado en Putoinformatico), los cuales pesan 1 Kg. menos y son sensiblemente más económicos.

Tanto el área de trabajo como la cubierta de la pantalla son de aluminio y, mientras la primera se muestra muy solida, siendo necesario aplicar una gran fuerza para que se hunda ligeramente, la segunda es bastante más frágil ante la presión localizada, aunque sin llegar a limites preocupantes.

Según he leído, la base del portátil es de una aleación de magnesio, aun cuando a simple vista parece simple plástico.

Las bisagras, que permiten un angulo de apertura de hasta 130 grados, mantienen la pantalla en su lugar durante el uso normal del mismo, pudiendo producirse oscilaciones en entornos inestables como autobuses o trenes en movimiento (no creo que nadie vaya a usar este portátil como ordenador de viaje, la verdad).

Basado en la arquitectura Skylake (sexta generación), el elevado rendimiento de su microprocesador de cuádruple núcleo Intel Core i7-6700HQ a 2,8 Ghz., nos permitirá realizar todo tipo de tareas avanzadas (retoque fotográfico, edición de vídeo, diseño CAD, etc.) a los niveles más exigentes.

Este microprocesador es compatible las tecnologías de virtualización VT-x y VT-d, las nuevas instrucciones AES-NI y AVX2, o la segunda versión de TurboBoost, que permite a este modelo aumentar su velocidad hasta 3,5 Ghz. cuando solo uno de los núcleos se está usando, 3,3 Ghz. con dos núcleos activos y 3,1 Ghz. cuando los cuatro lo están.

Existen versiones de este modelo basadas en el Intel Core i7-6820HK a 2,7 Ghz. (hasta 3,6 Ghz. con TurboBoost), también de 4 núcleos, cuya principal ventaja (aparte de un rendimiento ligeramente superior) sería la de contar con un multiplicador libre que facilita la posibilidad de hacer "overclocking", siendo el único microprocesador móvil Skylake que ofrece esta posibilidad.
Fuente: www.myfixguide.com
Dispone de 16 Gb. de memoria DDR4 a 2.133 Mhz. (doble canal), una unidad SSD NVME (PCIe 3.0 x4) de 256 Gb. con interfaz M.2 que permitiría velocidades de transferencia superiores a los 2 Gb/s., un disco duro de 1 Tb. a 7.200 rpm., y una regrabadora de DVD multiformato con soporta para discos de doble capa..

Excepto por dos zócalos de memoria, que se encuentran en la base del portátil, los principales componentes se encuentran bajo la chapa presente entre el teclado y la pantalla, la cual puede ser retirada fácilmente desenroscando dos tornillos, y permite el acceso a los dos zócalos de memoria restantes, mediante los cuales podremos ampliar el portátil hasta 32 Gb. (añadiendo dos nuevos módulos de 8 Gb.) o hasta 64 Gb. (sustituyendo la memoria de serie por 4 módulos de 16 Gb.).

Cuenta también con espacio para una segunda unidad SSD M.2, que se podría configurar en RAID-0 con la ya existente, y conseguir velocidades de transferencia superiores a los 3 Gb./s. de lectura secuencial.

Funcionando en un modo cooperativo de nVidia llamado SLI, sus dos gráficas nVidia Geforce GTX 980M ofrecen una potencia brutal que nos permitirá, no solo una excelente experiencia de juego (detalles altos en resolución Full-HD) con cualquier juego actual, sino que incluso podremos jugar en resoluciones 4K con la mayoría de ellos (aunque quizás en alguno tengamos que bajar el nivel de detalles).

Aunque no es compatible con nVIdia Optimus y, por tanto, el cambio de gráfica no es automático, el GT80 cuenta con un botón "GPU" que permite activar y desactivar las gráficas dedicadas, si bien es necesario reiniciar el sistema para que se efectúe dicho cambio.

Las tarjetas, con interfaz MXM, pueden ser actualizadas si, en un futuro, queremos mejorar aun más el rendimiento de esta bestia, para lo cual será necesario desmontar completamente el sistema de refrigeración del portátil (mejor que lo haga un técnico profesional).



Teniendo en cuenta sus características superlativas, la resolución Full-HD (1920x1080) de su pantalla mate puede parecer algo escasa, aunque cuando su panel LCD de 18,4" con retroiluminación LED y tecnología PLS (el IPS de Samsung) ofrece una excelente calidad de imagen, gracias entre otras cosas a los altos valores de brillo y contraste, su alta fidelidad de color, y unos muy amplios ángulos de visión.

Cuenta con unas excelentes capacidades de conexión a redes, siendo compatible tanto con Gigabit Ethernet, como con Wifi-AC y Bluetooth 4.1, y ofreciendo un comportamiento con juegos mejorado gracias a la tecnología DoubleShot soportada por ambas tarjetas de red Killer, que permite utilizar ambas conexiones (Ethernet y Wifi) al mismo tiempo para mejorar la velocidad de transferencia y la latencia (el "ping").

Otras características incluyen 5 puertos USB 3.0 de tipo A, un puerto USB 3.1 de tipo C, salida HDMI, salida DisplayPort, salida de audio digital S/PDIF, lector de tarjetas SD/MMC, teclado retroiluminado con "bloque numérico" separado, sistema de altavoces 4.1 Dynaudio, touchpad multi-táctil y webcam HD.

Diseñado por SteelSeries, su teclado mecánico usa switches Cherry, que son los utilizados en la mayor parte de teclados mecánicos, y tiene poco o nada que envidiar a un teclado mecánico de sobremesa, contando con un excelente tanto y un largo recorrido al pulsar, si bien el ruido generado por el teclado que, como decía al principio, es bastante superior al de un teclado de portátil estándar, unida a la extraña posición de algunas de sus teclas (lo habitual en portátiles MSI), hacen que sea necesario un cierto periodo de adaptación para hacerse con este teclado.



A diferencia de otros modelos MSI; el color rojo de la retroiluminación del teclado del GT80 no es configurable (ni en 3 zonas, ni en una) aunque, en mi modesta opinión, no desmerece en absoluto un teclado que es, sin duda, el mejor disponible en un portátil para juegos en estos momentos.

Su touchpad, que hace las veces también de teclado numérico (al pulsar la tecla "Bloq. Num." se iluminan los números en color rojo), está situado a la derecha del teclado del teclado del portátil, presenta un tamaño muy grande, aun cuando resulta un pelín estrecho (60 mm.), ofreciendo una excelente respuesta y compatibilidad con gestos multi-táctiles.

Si eres una persona sensible al ruido, el GT80 no es para ti (bueno, ni casi ningún portátil para juegos) pues, aunque el ruido generado durante un uso ligero es bastante razonable (los ventiladores nunca se paran del todo), bajo carga es bastante elevado.

Mientras durante un uso ligero las temperaturas en el exterior del portátil permanecen relativamente bajas, ciertas zonas de la base puede calentarse excesivamente bajo carga, si bien es posible una posición de trabajo cómoda en todo momento, gracias a que las temperaturas en el área de trabajo permanecen dentro de limites razonables en todo momento.

Su sistema de sonido, que cuenta con 4 altavoces sobre el teclado y un subwoofer en la parte inferior, está diseñado por Dynaudio, y ofrece una calidad de sonido que nada tiene que envidiar a la mayoría de soluciones externas, con una gran riqueza de matices, un buen nivel de graves, y un alto volumen.

No es este un modelo que destaque por su buena autonomía, que apenas supera las 2 horas de uso ligero pese a la gran capacidad de su batería integrada, aunque teniendo en cuenta que es un sustituto de sobremesa, no es probable que lo vayamos a mover demasiado.

Como la mayoría de modelos de MSI, el GT80S 6QE-085XES se entrega con el sistema operativo FreeDOS, cuyas evidentes limitaciones (modo texto) recomiendan la instalación de un nuevo sistema operativo lo antes posible.

Existen versiones de este modelo que ya vendrían con Windows 10 preinstalado y con su correspondiente licencia, aunque el precio seria otro, claro.

Para obtener más información sobre este modelo, puedes consultar el análisis que le dedicamos hace algunos meses.