jueves, 23 de junio de 2016

Análisis miniPC: Wintel Pro CX-W8 TV Box


FICHA TÉCNICA
Microprocesador: Intel Atom x5 Z8300 (1,44 Ghz. / SDP. 2 W. / 2 Mb. cache L2).
Memoria RAM: 2 Gb. de memoria LPDDR3 a 1.600 Mhz.
Almacenamiento: Unidad eMMC de 32 Gb.
Sistema operativo: Windows 10 Home (64 bits)
Red: Fast Ethernet, Wifi-N y Bluetooth.
Tarjeta gráfica: Intel HD Graphics (Integrada).
Dimensiones: 100x100x25 mm.
Peso: 181 g.
Otros
2 puertos USB (uno de los cuales es USB 3.0), 1 puerto miniUSB, salida de vídeo HDMI y un lector de tarjetas microSD.

Precio (Actualizado (23/06/2016):

GearBest : 61,86 € (IVA y portes incluidos)


Más Información:
Página Oficial

Durante la última semana, por cortesía de la conocida tienda online Gearbest.com, he tenido oportunidad de probar el Wintel W8, un miniPC basado en un Intel Atom x5 de última generación que, pese a su reducido tamaño (cabe en la palma de la mano), se presenta como un dispositivo muy útil y versátil.

Casi completamente lisa, el frontal de la sencilla caja de cartón de color arena indica, unicamente, el nombre genérico del dispositivo (Wintel Box), mientras que en la mitad inferior de parte trasera (el resto queda libre) se indica que el tipo de modelo (W8 II), la capacidad de la memoria Flash, la capacidad de memoria, el tipo de wifi, el sistema operativo, y el microprocesador equipado por el dispositivo.

Dentro de la caja encontramos, correctamente protegido por un anillo de espuma, el pequeño miniPC, así como el cargador del dispositivo (con cable de 1,2 metros), un cable HDMI de 1 metro, y una pequeña guía rápida que explica, esquemáticamente, las características externas del dispositivo (puertos, botones, etc.), los dispositivos a los que lo podemos conectar, y como encenderlo y apagarlo.

Con el texto Wintel Pro en su parte superior, el dispositivo cuenta con superficies de color negro mate en la cubierta y la base, con un acabado aterciopelado, mientras que los laterales, también de color negro, presentan superficies lisas ligeramente brillantes que se ensucian con cierta facilidad.

Curiosamente, y aunque en la caja se indica incorrectamente que este modelo es el W8 II, en la parte inferior pone que es, en realidad, el W8 Pro.



Se trata, como decía, de un dispositivo de muy pequeño tamaño, pues pesa solo 181 gramos, mide 25 mm. de altura, y menos de 100 mm. de lado.

Su carcasa de plástico me ha dejado una sensación de gran calidad, y no se aprecia fragilidad en ninguna de las diferentes superficies.

Debo decir que, teniendo en cuenta el limitado rendimiento de su microprocesador de bajo consumo Intel Atom x5 Z8300 a 1,44 Ghz. (hasta 1,84 Ghz. con Burst), no esperaba gran cosa de este modelo, y pensaba en el más como un reproductor multimedia avanzado que otra cosa, con el cual poder reproducir contenido de video bajo demanda mediante servicios como Netflix o Yomvi, sintiéndome agradablemente sorprendido al comprobar que las funciones de este modelo iban mucho mas allá.

Este microprocesador de cuatro núcleos puede aumentar su velocidad hasta 1,84 Ghz. durante cortos periodos de tiempo gracias a la tecnología Burst, y es compatible además con la tecnología de virtualización VT-x.



Cuenta además con 2 Gb. de memoria LPDDR3 a 1.600 Mhz., y 32 Gb. de memoria de almacenamiento eMMC, ampliable mediante tarjetas microSD de hasta 64 Gb. de capacidad.

Para comprobar el rendimiento de este microprocesador he utilizado, como es habitual en los análisis de este blog, la aplicación Cinebench R15, en la cual el Atom x5 Z8300 ha obtenido una puntuación de 93 cb., casi un 50% más que el Celeron N3050 que obtiene 62 cb, pero algo por debajo del Celeron N2940 de cuádruple núcleo, que alcanzaría los 118 cb en este mismo test.

Según he podido saber, tanto la memoria RAM como la de almacenamiento o la tarjeta wifi estarían soldados en la placa y, dado que no pueden ser reemplazados, no he tratado de abrir la carcasa de este modelo.

Este modelo se entrega con Windows 10 Home (64 bits) instalado y convenientemente activado, siendo el chino y el ingles los únicos idiomas que podemos escoger en el momento de la instalación, siendo posible configurar gratuitamente el idioma como español desde el menú de configuración de Windows.



Pensado para un uso cotidiano, el Wintel W8 Pro permite tanto navegar por Internet fluidamente (hasta 10 pestañas), como utilizar adecuadamente aplicaciones ofimáticas (lo he probado con LibreOffice 5) o reproducir contenido multimedia, siendo posible visualizar archivos de vídeo 1080p en H.264 y H.265, no así aquellos en 2080p (4K), que parecen mostrarse fluidamente al hacer streaming desde Youtube, pero no con el MPC-HC (el reproductor multimedia que he utilizado).

He probado también a realizar otras tareas más avanzadas como, por ejemplo, retoque fotográfico con Paint.net y, aun cuando los tiempos de espera al aplicar determinados filtros son bastante prolongados, es perfectamente viable hacer retoques sencillos con esta aplicación.

Es conveniente comentar que, una vez instalado el antivirus (Avast gratuito), el equipo tarda casi 50 segundos desde que pulsas el botón de encendido hasta que se muestra el escritorio de Windows, y 20 segundos más hasta que se cargar el último programa residente que, curiosamente, es el propio antivirus (si, en lugar de apagar completamente, usamos la función de suspender pulsando brevemente el botón del dispositivo, el encendido y apagado del dispositivo es casi instantáneo).



La escasa potencia 3D de la Intel HD Graphics integrada en el microprocesador Atom,. motiva que el comportamiento con juegos de este modelo sea bastante modesto, y de hecho de los dos juegos que probé, solo Euro Truck Simulator (2008) se mostró fluido con detalles bajos, mientras que los framerates de Assasin's Creed: Brotherhood (2011) y EuroTruck Simulator 2 (2012) no fueron lo suficientemente altos para poder jugar con garantías.

Cuenta con unas correctas capacidades de conexión a redes, siendo compatible tanto con Fast Ethernet (10/100), como con Wifi-N y Bluetooth en su versión 4.0, y ofrece un alcance wifi que, si bien no es demasiado largo, si es adecuado (aproximadamente 10 metros con un par de paredes de por medio).

Otras características incluyen 2 puertos USB (uno de los cuales es USB 3.0), 1 puerto miniUSB, salida de vídeo HDMI y un lector de tarjetas microSD.



La presencia de un puerto microUSB OTG (On the Go) nos permite, con el uso de un adaptador a tal efecto, ganar un nuevo puerto USB estándar en el que podremos conectar uno o varios (mediante un hub USB) periféricos de baja velocidad como un teclado o un ratón, por ejemplo.

Debemos tener en cuenta que, al no contar con un puerto de micrófono (solo lleva el de auriculares), será necesario adquirir una webcam con micrófono integrado si deseamos realizar videoconferencias.

Su sistema de refrigeración pasivo, que motiva que el funcionamiento de este dispositivos sea completamente silencioso, no puede evitar que las superficies exteriores del dispositivo se calienten ligeramente bajo carga, aunque en ningún momento llega a alcanzar temperaturas preocupantes.

Concluyendo, un dispositivo muy versátil que, gracias a su microprocesador Atom y su sistema operativo Windows 10 Home, puede hacer las veces tanto de PC básico, como de reproductor multimedia, y todo ello en un aparato que cabe en la palma de la mano.

sábado, 18 de junio de 2016

Guía de compra: Portátiles para juegos (hasta 1000 euros y más alla) VERANO 2016

Asus ROG GL552VW
Prosiguiendo con la actualización de las guías de compra iniciada hace unos días con la de portátiles económicos, llega el momento de actualizar la de portátiles para juegos, un segmento que ha tenido un gran crecimiento en los últimos años gracias a la aparición de modelos económicos orientados a este uso, mucho mas asequibles que los tradicionales Alienware 17, MSI GT72, o Asus ROG G752, que suelen tener precios demasiado elevados para el común de los bolsillos.

Sin duda, el componente más importante para este tipo de portátiles es la tarjeta gráfica, que define a que juegos podemos jugar, y con que nivel de detalles, mientras que el resto de la configuración tiene un papel más secundario y, aunque pueden ayudar a mejorar los framerates (el numero de frames por segundo en un determinado nivel de detalles), o a cargar más rápido los niveles, no son lo principal en lo que deberíamos fijarnos al comprar un portátil para juegos.

Es por ello que he decidido fijar un único requisito para los modelos comentados en esta entrada, que es el montar chips gráficos nVidia Geforce GTX, que ofrecen una potencia 3D superior al de gráficas nVidia de serie estándar como la Geforce 940M y, por ello, permiten una mejor experiencia de juego que estas.

Por norma general, este tipo de modelos no suelen contar con licencia de Windows, siendo necesario comprarla aparte, por lo que solo me referiré al sistema operativo cuando un determinado equipo cuente con dicha licencia.

Del mismo modo, casi todos los portátiles comentados cuentan con pantalla Full-HD por lo que, si no se especifica lo contrario, este será el tipo de pantalla que llevaran los modelos comentados.

MENOS DE 600 €

Si bien no es un portátil para juegos al uso, pues utiliza la misma carcasa de plástico que modelos de orientación multimedia del año 2013 (como el Asus K550), el Asus R510JX-DM300D (comentado en Putoinformático) es, con un precio de alrededor de a 550 €, el modelo más económico en contar con una gráfica nVidia Geforce GTX, concretamente la GTX 950M, adecuadamente apoyada por un microprocesador Core i5-4200H que, pese a pertenecer a la cuarta generación (Haswell), es ligeramente más potente que el Core i7-6500U de sexta generación.

Su carcasa cuenta con ciertas ventajas que compensan, en parte, su construcción en plástico, como son la presencia de una tapa de mantenimiento que nos permitirá ampliar fácilmente la memoria RAM o sustituir el disco duro por una unidad SSD, así como una batería extraible, dos características que son muy difíciles de ver en modelos actuales.
ASUS R510JX / R510VX
Otro de sus puntos fuertes es su eficiente sistema de refrigeración, que evita que el calor generado por por los componentes internos del portátil se transmita al usuario, sin por ello hacer mucho ruido.

En el lado negativo, cabe indicar que la pantalla de este modelo, a pesar de ser Full-HD, no ofrecería una gran calidad (bajo brillo y contraste, y limitados ángulos de visión), y que contaría con solo 4 Gb. de memoria RAM y estarían soldados en placa, contando con un único zócalo DIMM mediante el cual podremos ampliar el portátil hasta un máximo de 12 Gb. (8 Gb. sería el mínimo para un modelo para juegos).

MENOS DE 700 €

Si necesitamos una mayor potencia, por 644 € podemos encontrar el R510JX-DM301D que, con la excepción de contar con un microprocesador de cuádruple núcleo Intel Core i7-4750HQ, contaría con similares características al anterior y, además de una buena experiencia de juego, nos permitirá realizar todo tipo de tareas avanzadas (una vez ampliada la RAM) a los niveles más exigentes.

Es conveniente destacar que, si bien pertenece a la cuarta generación de microprocesadores Intel Core i7, el Core i7-4750HQ es apenas un 5% inferior al Core i7-6700HQ de última generación (también de cuatro núcleos).

Algo más caro resultaría un Acer Aspire V5-591G-5574 (comentado en Putoinformático) que, por 655 €, es probablemente el modelo específico para juegos más económico del mercado, y está basado en un microprocesador de cuádruple núcleo Intel Core i5-6300HQ (sexta generación), 8 Gb. de memoria RAM y una gráfica Geforce GTX 950M, por lo que serviría tanto para realizar tareas avanzadas a niveles exigentes como para jugar con garantías, y contaría además con una pantalla Full-HD de buena calidad, y un zócalo M.2 en el que podríamos colocar una unidad SSD sin necesidad de tocar el disco duro.

MSI PE60 PRESTIGE
El principal defecto de este modelo es su sistema de refrigeración, el cual no consigue evacuar completamente el calor generado por su potente configuración bajo carga, motivando que se puedan alcanzar temperaturas elevada en las superficies exteriores de este modelo.

Existen versiones alternativas de este modelo que, por 100 € más, montarían con un Core i7-6700HQ de sexta generación, el cual sería un 25% más potente que el Core i5-6300HQ, pero no contarían con pantalla Full-HD.

Mejor comportamiento térmico tendría el Asus R510VX-DM004D, una versión actualizada del anteriormente comentado R510JX que añade a su potente gráfica Geforce GTX 950M un microprocesador Intel Core i5-6300HQ de sexta generación, y que costaría 682 €.

Desgraciadamente, Asus sigue apostando en esta versión por integrar los 4 Gb. de memoria DDR4 en la placa del portátil, lo que limita considerablemente las posibilidades de ampliación del mismo, y contaría además con la misma pantalla Full-HD que el R510JX, cuya calidad no es demasiado buena.

Existen versiones alternativas de este modelo que, basadas en un Core i7-6700HQ, ofrecerían un rendimiento superior a la comentada, y costarían 60 € más.


MENOS DE 800 €

Por poco más de 700 €, el Asus GL552VW-DM149 (comentado en Putoinformático) se sitúa, gracias a su potente gráfica Geforce GTX 960M (bien apoyada por un Core i5-6300HQ de sexta generación), un peldaño por encima de otros modelos para juegos en este rango de precios, pues ofrece una potencia 3D sensiblemente superior a la Geforce GTX 950M equipada por estos, que se traduce en un mejor comportamiento en la gran mayoría de los juegos.
MSI GL62
Aparte de su gráfica, el GL552VW-DM149 cuenta con otras ventajas, como son su pantalla Full-HD que, sin ser demasiado buena, es mejor que la del anteriormente citado R510VX, la presencia de un zócalo M.2 (aunque casi ninguna unidad de este tipo es compatible con este modelo), la posibilidad de ampliar la memoria hasta 32 Gb. de memoria DDR4 (2x16 Gb.), o su eficiente sistema de refrigeración, que evita que el calor generado en el interior del portátil se transmita al exterior, y no hace demasiado ruido tampoco.

No es, en cualquier caso, un modelo libre de defectos, siendo el más evidente la falta de solidez de su carcasa, que se evidencia en la falta de estabilidad del teclado (retroiluminado), que se hunde levemente al escribir, así como en una ligera oscilación de la pantalla en este mismo escenario.

Como decía al principio de la entrada, la mayoría de modelos de este estilo se entregan sin licencia de Windows, siendo el Asus R510JX-DM302T una de las escasas excepciones a esta regla, y probablemente la más económica, pues añade a su potente configuración (Intel Core i7-6700HQ, 8 Gb. de memoria DDR3L y Geforce GTX 950M) una licencia de Windows 10 Home (64 bits), por un precio de 775 €.

Equipado también con la nVidia Geforce GTX 960M, el MSI GL62 6QF-013 (comentado en Putoinformáticose presenta, por un precio cercano a los 800 €, como una alternativa interesante al citado GL552VW, con el que comparte muchas características aparte de la gráfica, tales como un microprocesador Intel Core i5-6300HQ o la presencia de un zócalo M.2, pero resulta bastante más sólido y resistente que este, aun cuando su carcasa es también de plástico y resulta un poco más ligero.
ACER ASPIRE V5-591G
Tiene además ciertas ventajas adicionales, como son sus 8 Gb. de memoria DDR4 (ampliable a 32 Gb.), o una pantalla Full-HD de mejor calidad que la equipada por el Asus.

Es posible encontrar, por el mismo precio, una versión del este modelo (GL62 6QD-013XES) que, a costa de prescindir de la Geforce GTX 960 (contaría con la Geforce GTX 950M), dispondría de un potente Core i7-6700HQ.

Aunque es menos potente que el anterior, no puedo dejar de comentar en esta entrada un MSI PE60 6QD-200XES (comentado en Putoinformático) que, gracias a su carcasa de aluminio, ofrece una gran solidez, y cuenta con una pantalla Full-HD TrueColor que cubre cerca del 100% del espectro de color sRGB.

Si bien no es un portátil de juegos al uso, su potente configuración (Intel Core i5-6300HQ y nVidia Geforce GTX 950M) permite usarlo como tal.

MENOS DE 900 €

Basado en una configuración que incluye un Core i7-6700HQ, 8 Gb. de memoria RAM y una gráfica nVidia Geforce GTX 960M, el Asus GL552VW-DM141D se presenta como un modelo muy completo por los 850 € que cuesta, ofreciendo un gran rendimiento tanto para jugar, como para realizar tareas avanzadas.

ASUS ROG GL752VW
Desgraciadamente, y a pesar de su configuración superior, el GL552VW-DM141S presenta los mismos defectos de estabilidad que el anteriormente comentado GL552VW-DM149, razón por la cual no suelo recomendarlo.

Bastante superior en este aspecto, el MSI GL62 6QF-849XES integra una configuración similar a la del GL552VW-DM141D en una carcasa más resistente, y se presenta como una alternativa interesante para aquellos que precisen un modelo que, por menos de 900 €, aúne una potente configuración y una adecuada solidez.

MENOS DE 1000 €

Por poco más de 900 €, el Asus ROG GL752VW-T4064D (comentado en Putoinformático) presenta una configuración similar al citado GL552VW-DM141D (Core i7-6700HQ, 8 Gb. DDR4 y Geforce GTX 960M) con la peculiaridad de contar con una pantalla Full-HD de 17,3".

Al igual que las versiones de 15,6", el GL752VW presenta cierta fragilidad en ciertas zonas de la cubierta y el área de trabajo (también sobre el teclado), siendo este su principal defecto en mi opinión.


MSI GE72
También de 17,3", el Asus ROG G771JW-T7048H (comentado en Putoinformático) ofrece, por alrededor de 50 € más, una carcasa bastante más robusta que el mencionado GL752VW, con el que coincide en varias características clave como son su potente gráfica Geforce GTX 960M, su pantalla Full-HD, o su teclado retroiluminado en color rojo.

Aparte de la carcasa, de plástico en el GL752VW y de aluminio en el G771JW, la principal diferencia entre ambos modelos es el microprocesador, que en este último sería un Core i7-4720HQ de cuarta generación de 4 núcleos, apenas un 5% inferior al Core i7-6700HQ del primero.

Único modelo con gráfica Geforce GTX 970M por menos de 1000 €, el principal defecto del MSI GE62 2QF-421XES (comentado en Putoinformático) es su microprocesador Intel Core i5-4210H que, si bien es suficientemente potente para sacarle partido a la Geforce GTX 950M, no lo sería para una gráfica tan potente como la Geforce GTX 970M, especialmente en juegos que tiran bastante de procesador.

Si, por el motivo que sea, preferimos evitar la estética gamer, el acabado metalizado del MSI PE70 6QE-073XES (comentado en Putoinformático) lo hace una buena opción, pues su potente configuración no tiene nada que envidiar a otros modelos de 17" de este precio, incluyendo un Core i7-6700HQ de sexta generación, 8 Gb. de memoria DDR4, gráfica Geforce GTX 960M y una pantalla Full-HD que, gracias a la tecnología TrueColor, 
cubriría casi el 100% del espectro sRGB.

HP PAVILION 15-GAMING NOTEBOOK
Aunque su configuración es bastante menos avanzada que la de otros modelos de este precio, estando basado en un Core i7-6700HQ con 8 Gb. de memoria DDR3L y una nVidia Geforce GTX 950M, el HP Pavilion 15-AK001NS (comentado en Putoinformático) tiene un par de peculiaridades que lo separan del resto, tales como una pantalla Full-HD que, si bien no ofrece una gran fidelidad de color, cuenta con unos excelentes ángulos de visión gracias a la tecnología IPS, y una unidad SSD de 128 Gb. con formato M.2.

MÁS DE 1000 €

Aunque el objetivo inicial de la entrada era hablar de portátiles de menos de 1000 €, que es el limite más común en las consultas de los lectores del blog, hay veces que hacer un pequeño esfuerzo merece la pena, como es el caso del Asus ROG G501VW-FW106T (comentado en Putoinformático), un portátil de 15,6" que, pese a su reducido peso (solo 2,06 Kg.), ofrece características equivalentes a los de la mayoría de modelos de este precio (Core i7-6700HQ, 8 Gb. de memoria DDR4, Geforce GTX 960M y pantalla Full-HD), y que cuesta 1030 € en el momento de publicación de esta entrada, un precio que se torna aun más interesante si tenemos en cuenta que este modelo se entrega con Windows 10 y su correspondiente licencia.

Normalmente, integrar un microprocesador de 4 núcleos y una gráfica Geforce GTX en un chasis tan fino es una invitación al desastre, y este tipo de modelos suelen calentarse excesivamente, pero no es el caso del ROG G501VW, cuyo sistema de refrigeración reduce adecuadamente el calor generado en el interior del portátil, evitando que las superficies exteriores se calienten, y todo ello sin hacer demasiado ruido.

ASUS ROG G501VW
En el lado negativo, cabe destacar que los 8 Gb. de memoria DDR4 de este modelo irían soldados en la placa, contando con un único zócalo de memoria adicional que nos permitiría ampliar el portátil hasta 24 Gb. (lo normal son 32 Gb.).

Existe una versión alternativa de este modelo (ROG G501VW-FI135T) que, además del disco duro de 1 Tb. con el que cuenta el G501VW-FW106T, montaría también una SSD M.2 de 128 Gb., así como una pantalla UHD (4K) IPS., si bien su precio se elevaría hasta los 1.300 €.

Por alrededor de 1100 € encontramos el MSI GE62 6QD-860XES, un modelo de 15,6" que, si bien no sería tan ligero como el mencionado G501VW-FW106T, contaría con 16 Gb. de memoria DDR4 (ampliable a 32 Gb.), una unidad SSD de 128 Gb. M.2, y una pantalla de mejor calidad que este, mientras que el resto de características serían prácticamente las mismas.

También por 1.100 € tenemos el MSI GE72 6QD-490XES (comentado en Putoinformático), un portátil de 17,3" que, como el GE62 6QD 860XES, contaría con un Core i7-6700HQ, 16 Gb. de memoria RAM, Geforce GTX 960M, y pantalla Full-HD, pero no con la unidad SSD de 128 Gb. M.2, que si estaría disponible en la versión GE62 2QD-098XES, que costaría 50 € más.

lunes, 13 de junio de 2016

Portátil avanzado 17,3": MSI CX72 6QD-080XES

FICHA TÉCNICA
Microprocesador: Intel Core i7-6700HQ (2,5 Ghz. / TDP. 45 W. / 6 Mb. cache L3).
Memoria RAM: 8 Gb. de memoria DDR3L a 1.600 Mhz. (Ampliable a 16 Gb.)
Almacenamiento: Disco duro de 1 Tb. a 5.400 rpm.
Sistema operativo: FreeDOS
Red: Gigabit Ethernet, Wifi-AC y Bluetooth.
Tarjeta gráfica: nVidia Geforce 940MX (2 Gb. DDR3).
Pantalla: 17,3" HD+ (1600x900) con tecnología LED.
Dimensiones: 420x287x37 mm.
Peso: 2,8 Kg.
Otros
3 puertos USB de tipo A (2 de los cuales son USB 3.0), 1 puerto USB 3.1 de tipo C, salida HDMI, salida miniDisplayPort, lector de tarjetas SD/MMC, teclado numérico, touchpad multi-táctil y webcam HD.

Precio (Actualizado 13/06/2016):

Aussar.es : 739,90 € (IVA incluido)
PcComponentes : 749 € (IVA incluido)
CoolMod : 749,95 € (IVA incluido)
Amazon.es : 769,90 € (IVA incluido)


Más Información
Página Oficial

Recién llegado al mercado español, el nuevo MSI CX72 se presenta como uno de los modelos de 17,3" con mejor relación características/precio, ofreciendo configuraciones basadas en microprocesadores Core i5 e i7 de cuádruple núcleo (sexta generación) por menos de 700 y 750 € respectivamente, y que contarían además con una gráfica Geforce 940MX, que fue liberada hace apenas 3 meses por nVidia.

Se trata de un modelo sobre el que, más allá de la ficha técnica en la web de MSI, apenas existe información en la red, y que he podido tocar y probar durante unos minutos gracias a un lector del blog (gracias Goos).

Su diseño, que cuenta con evidentes similitudes con el de su primo MSI GP62, presenta superficies de color negro que, en la cubierta y el área de trabajo, imitan el aluminio cepillado, mientras que el resto de zonas cuentan con un acabado liso.

A diferencia de la mayoría de portátiles de la marca, el CX72 no cuenta con los llamativos detalles rojos que identifican a los modelos de juegos y, por ello, no desentona en un entorno de oficina como si podrían hacerlo estos.

Pese a su aspecto exterior, que como decía imita el aluminio, todas las superficies del CX72 son de plástico y, excepto por una cubierta que cede visiblemente al aplicar un poco de fuerza, se muestra adecuadamente resistente a la presión localizada, siendo necesario apretar con fuerza para que el área de trabajo ceda ligeramente.

Su sistema de bisagras, que permite un ángulo de apertura muy amplio, mantiene la pantalla en su lugar durante el uso normal del portátil, si bien no puede evitar una ligera oscilación en entornos inestables como autobuses o trenes en movimiento.

Gracias a la elevada potencia de su microprocesador de cuatro núcleos Intel Core i7-6700HQ a 2,6 Ghz., este modelo nos permitirá realizar todo tipo de tareas avanzadas (retoque fotográfico, edición de vídeo, diseño CAD, etc.) a los niveles más exigentes.

Existe una segunda versión de este modelo que, dotada con un microprocesador Intel Core i5-6300HQ a 2,3 Ghz., también de cuatro núcleos, sería sensiblemente superior a microprocesadores de bajo consumo como el Core i7-6500U, si bien su rendimiento es un 25% inferior al de microprocesadores del citado Core i7-6700HQ, permitiendo también realizar tareas avanzadas a niveles exigentes.

Es conveniente comentar que, a pesar del Core i7-6700, que cuenta con 4 núcleos y 8 hilos de proceso, el Core i5-6300HQ no es compatible con la tecnología Hyperthreading y, por ello, cuenta únicamente con un hilo de proceso por cada núcleo.

Ambos microprocesadores son compatibles con las tecnología de virtualización VT-x y VT-d, las instrucciones AVX2 y AES-NI (el Core i7-6700HQ también con TSX-NI), o la segunda versión de la tecnología TurboBoost, que permite al Core i7-6700HQ aumentar su velocidad de reloj hasta 3,5 Ghz. cuando solo uno de los núcleos está activo, 3,3 Ghz. cuando dos lo están, y 3,1 Ghz. cuando todos los núcleos están en uso, mientra que en el caso del Core i5-6300HQ las velocidades alcanzadas en las anteriores circunstancias serian de 3,2, 3,0 y 2,8 Ghz. respectivamente.

Tanto una como la otra versión disponen de 8 Gb. de memoria DDR4 a 1.600 Mhz. (un solo módulo), un disco duro de 1 Tb. y una regrabadora de DVD multiformato con soporte para discos de doble capa.

Al no contar con tapa de mantenimiento, es necesario desmontar completamente la base para poder acceder a los componentes internos del portátil, una operación autorizada explícitamente por MSI, siendo uno de los pocos fabricantes que lo hacen.

Tras retirar la base comprobamos que el CX72 cuenta con dos zócalos de memoria DDR4, uno de los cuales está libre, y mediante los cuales podremos ampliar el portátil hasta 16 Gb., insertando un nuevo módulo de 8 Gb. en el zócalo libre, o hasta 32 Gb., sustituyendo la memoria de serie por sendos módulos de 16 Gb., dos operaciones que nos permitirán disfrutar de las ventajas de la tecnología Dual Channel, que requiere de dos módulos de similares características para funcionar.


Fuente: Notebookcheck.net



Además de espacio para un disco duro, ocupado ya con una unidad de 1 Tb. a 5.400 rpm., el CX72 cuenta también con un zócalo M.2 compatible con PCIe 3.0 X4, en el que podremos colocar unidades SSD de tipo NVME, las cuales ofrecen velocidades de transferencia superiores a 2 Gb/s., aunque son también notablemente más caras que las tradicionales (una de 256 Gb. costaría 150 €).

Apenas ligeramente superior a la popular Geforce 940M, la nueva nVidia Geforce 940MX 2 Gb. de memoria DDR3) permite una buena experiencia de juego (detalles medios en resolución HD) con juegos actuales como Doom u Overwatch (ambos de 2016), mientras que otros más exigentes como, por ejemplo, The Division (también de 2016) solo resultarán jugables con detalles bajos.

Su pantalla, un panel LCD de 17,3" con resolución HD+ (1600x900) y retroiluminación LED, ha sido uno de los aspectos que mas me han decepcionado de este modelo, no solo por no ser Full-HD, sino también por sus mediocres valores de brillo y contraste, y unos ángulos de visión que, si bien no son especialmente limitados, tampoco son muy amplios que digamos.

En el lado positivo, cabe destacar que su acabado mate nos evitará molestos reflejos, y permitiría teóricamente su uso en exteriores, aunque su nivel de brillo limita esta posibilidad a zonas de sombra o días nublados.

Cuenta con muy buenas capacidades de conexión a redes, siendo compatible tanto con Gigabit Ethernet, Wifi-AC y Bluetooth, y ofreciendo además un buen alcance de conexión.

Otras características incluyen 3 puertos USB de tipo A (2 de los cuales son USB 3.0), 1 puerto USB 3.1 de tipo C, salida HDMI, salida miniDisplayPort, lector de tarjetas SD/MMC, teclado numérico, touchpad multi-táctil y webcam HD.

Mientras en la parte trasera del lado derecho encontramos, únicamente, el conector de alimentación, el puerto USB 2.0, y el lector de tarjeta, estando la delantera ocupada por la unidad óptica, en el lado izquierdo se concentran la gran mayoría de los puertos del portátil, adecuadamente separados entre si.

El buen tamaño de sus teclas, unido al adecuado recorrido al pulsar y el agradable tacto, motivan que la experiencia de escritura en su teclado "en isla" sea bastante buena, mientras que su touchpad, con dos botones físicos independientes, presenta una superficie ligeramente rugosa que no dificulta el deslizamiento de los dedos, ofreciendo una buena respuesta y precisión, así como compatibilidad con gestos multi-táctiles.

Compuesto por 4 altavoces (agrupados en dos parejas), su sistema de sonido proporciona proporciona una adecuada calidad de sonido que, por la falta de de subwoofer, ofrece unos graves muy limitados, siendo recomendable el uso de auriculares o altavoces externos cuando sea posible.

Por falta de tiempo no ha sido posible comprobar el funcionamiento del sistema de refrigeración bajo carga, aunque si os puedo decir que, durante un uso ligero, el ruido generado por su único ventilador es casi inexistente, manteniéndose las temperaturas en el exterior del portátil dentro de limites adecuados.

Por este mismo motivo, tampoco he podido realizar pruebas de autonomía, si bien el dueño del portátil me ha comentado que estaría en torno a dos horas y media de uso ligero (navegación con Wifi).


Como es habitual en la mayoría de modelos MSI, ambas versiones se entregan con FreeDOS instalado, un sistema operativo que, por sus evidentes limitaciones, hace necesario instalar un sistema operativo alternativo para sacarle el máximo partido al portátil, ofreciéndose controladores (drivers) tanto para Windows 7, como para Windows 10.

viernes, 10 de junio de 2016

Portátil básico: Lenovo G50-45 (también conocido como Lenovo IdeaPad G50-45)

FICHA TÉCNICA 
Procesador: AMD QC-4000 (1,35 Ghz. / TDP 12-15 W.)
Memoria: 4 Gb. DDR3L a 1333 Mhz.
Disco duro: 500 Gb. a 5400 rpm.
Sistema operativo: Windows 8.1 (64 bits.)
Red: Gigabit Ethernet, Wifi-N y Bluetooth.
Tarjeta Gráfica: AMD Radeon 8280 (Integrada).
Pantalla: 15,6" HD (1366x768) con tecnología LED.
Dimensiones: 384x265x25 mm.
Peso: 2,35 Kg.
Otros3 puertos USB (2 de los cuales son USB 3.0), salida VGA, salida HDMI, lector de tarjetas SD/MMC, teclado numérico, touchpad multi-táctil y webcam HD.

Precio (Actualizado 10/06/2016):

- Amazon.es: 249 €

PcComponentes: 299 €
CoolMod: 406,95 €

Más información:
Página oficial
Review en Notebookcheck.net (en inglés)

Hace ya un par de semanas que le tengo echado el ojo a la nueva versión del G50-45, un portátil básico de Lenovo basado en microprocesador AMD, no tanto porque me parezca interesante, sino para revivir la entrada sobre este modelo, que lleva "inactiva" desde que, el pasado mes de octubre, se vendieron las últimas unidades de este modelo.

Si he tardado tanto en comentarlo es, fundamentalmente, porque su microprocesador AMD QC-4000 a 1,35 Ghz. es casi una incógnita para mi, pues ni siquiera aparece en la web del fabricante, y solo conozco sus características básicas, como que tiene un TDP de 15 W. (como un Core i3, i5 o i7 de bajo consumo), cuatro núcleos, y que pertenece a la arquitectura Kabini (año 2013).

Como apuntan en un conocido medio especializado, sus características son muy parecidas a las del antiguo E2-3800, también de arquitectura Kabini, con el que coincide tanto en velocidad de reloj, como en el numero de nucleos y la gráfica que integra, si bien el único benchmark que he visto sobre este modelo, realizado con CPU Mark, lo situaría algo por debajo de este microprocesador, y a la par del Intel Atom x5-Z8300.

Esto significa que el G50-45 equipado con el QC-4000 sería valido para realizar únicamente tareas cotidianas, quedándose algo corto para realizar tareas más avanzadas.

Dado que sus características físicas son prácticamente idénticas que el Lenovo G50-30, no me referiré en esta entrada al diseño exterior de este modelo, ni su teclado y touchpad o sus altavoces, pues son idénticos a los del mencionado G50-30 y, por tanto, pueden ser consultados en la entrada dedicada a este.

Dispone de 4 Gb. de memoria DDR3L a 1600 Mhz. (un solo módulo), un disco duro de 500 Gb., y una regrabadora de DVD multiformato con soporte para discos de doble capa.



La gran tapa de mantenimiento presente en la base del portátil, permite acceder no solo a la memoria RAM o el disco duro, sino también a la tarjeta wifi o el ventilador del portátil, lo cual podría ser útil cuando sea necesario limpiarlo.

Ignoro si este modelo, como el de la foto, contaría con uno o dos zócalos de memoria RAM, ni si cual sería la capacidad de memoria máxima a la que podría ampliarse.

Si podríamos sustituir el disco duro mecánico de serie por una rápida unidad SSD (una de 128 Gb. nos costaría 50 euros), lo que mejoraría considerablemente el comportamiento general del portátil, pudiendo colocar el primero en lugar de la unidad óptica mediante un adaptador como este.

La escasa potencia de la gráfica AMD Radeon 8280 integrada en el microprocesador, motiva que solo juegos antiguos (anteriores a 2013) sean jugables con este modelo, cuya principal virtud son unas buenas capacidades de reproducción multimedia.

Su pantalla, un panel LCD de 15,6" con resolución HD (1366x768), retroiluminación LED y acabado brillante, ofrecería un mediocre valor de brillo, un contraste razonable, y unos ángulos de visión muy limitados.

Cuenta con unas capacidades de conexión a redes más que correctas, siendo compatible con Gigabit Ethernet, Wifi-N y Bluetooth en su versión 4.0.

Otras características incluyen 3 puertos USB (uno de los cuales es USB 3.0), salida VGA, salida HDMI, lector de tarjetas SD/MMC, teclado numérico, touchpad multi-táctil y webcam HD.

Casi completamente silencioso durante un uso liger, escenario durante el cual el único ventilador permanece parado y solo se escucha el siseo del disco duro, aun bajo carga el ruido generado por el mismo es bastante reducido, pese a lo cual evacua eficientemente el calor generado en el interior del portátil, evitando que las superficies exteriores del portátil se calienten excesivamente en ningún momento.

La buena eficiencia energética de este modelo le permite superar las 4 horas de autonomía real (navegación con wifi) con su batería de 4 celdas.

Se entrega con Windows 8.1 (64 bits) instalado y con su correspondiente licencia, la cual nos permitirá actualizar gratuitamente a Windows 10 hasta finales del próximo mes de julio de 2016..