sábado, 4 de abril de 2015

El Samsung Galaxy S6 Edge se doblaría igual que el iPhone 6 Plus, según SquareTrade

En un video publicado en Youtube por Squaretrade, una empresa que ofrece seguros y extra-garantías para aparatos electrónicos, han comprobado la resistencia al doblado de 3 teléfonos diferentes, el iPhone 6 Plus, y los nuevos el HTC One M9 y Samsung Galaxy S6 Edge.

Tanto el iPhone 6 Plus como el Samsung Galaxy S6 Edge se doblaron bajo la misma presión, 110 libras (no indican la superficie sobra la que se estaría produciendo la presión), mientras que el HTC One M9 se doblaría a 120 libras en la misma prueba.

Mientras en el iPhone 6 Plus la rotura de la pantalla se produjo a los 179 libras, en Galaxy S6 Edge el digitalizador (el cristal superior) se rompió en el momento de doblarse, mientras que la pantalla siguió funcionado hasta que se aplicaron 149 libras.

El caso del HTC es algo peculiar porque el botón de encendido esta situado en el centro del lateral del teléfono, de manera que al doblarse, el botón salio disparado, y no fue posible comprobar si el teléfono encendía (o, quizás, no les dio la gana de intentarlo).

No he tenido un Galaxy S6 Plus en las manos y, por ello, no puedo decir si se doble igual que el iPhone o no, pero tengo que decir que las pruebas realizadas por Squaretrade no me aportan nada, no solo porque a ellos les interesa generar desconfianza sobre los distintos teléfonos para vender mas seguros sobre móviles de alta gama (que es de lo que viven), sino porque la maquina no comprueba si el teléfono se deforma por llevarlo en el bolsillo, que era lo que pasaba con el iPhone 6 Plus.


Aquí la cuestión no está en si el teléfono se dobla o no se dobla, porque al final incluso un lingote de acero se va a doblar si le aplicas suficiente fuerza, sino si pierde su forma por algo tan cotidiano como llevarlo en el bolsillo, y luego no la recupera (si se deforma, pero luego vuelve a su forma original, no sería tan grave como si no lo hace).

Por este motivo, yo esperaría más datos y pruebas antes de llevarme las manos a la cabeza, como han hecho en algunos medios especializados.

Fuente: Trusted Reviews