domingo, 5 de julio de 2009

Por fin, una tele LCD.

Bueno hoy estuve en Miró mirando las teles y los ordenadores.

Resulta que hay una oferta por la cual te rebajan un euro por cada año que tienes, así que si mi padre compra una tele le rebajan 69 eurazos.

Bueno, he leído por ahí que mucha gente iba a mirar la Samsung que tenían de oferta ( o mas bien que no tenían, porque aparentemente dicha tele nunca la hubo ). Yo particularmente iba a buscar algo un poco mas caro, dado que las teles que venían en folleto de mas pulgadas me resultaban algo caras ( mas de 600 euros ), iba con la sana intención de buscarme una pantalla de 37 a 42 pulgadas por 500 euros aproximadamente.

Actualmente tengo una de 21 pulgadas de culo, así que el cambio en cualquier caso sera radical.

Tras dar un par de vueltas debo decir que me enamore de una Telefunken de 32" que tenían en exposición por 399 euros. Cierto es que yo ya había descartado el comprarme una de 32, pero esta tiene un ángulo de visión tan bueno, que... no se... me llamaba.

Había una Panasonic de 42 que era la segunda en discordia y que también me llamaba bastante, su precio era de 549 euros, pero al final viendo esa tele tan grande empezaron a asaltarme las dudas de si esa tele seria demasiado grande para mi salón ( entre mis ojos y la pantalla de la tele no creo que haya mucho mas de 2 metros, y pensé que era mejor llevarme la de 32 telefunken ( que como ya he dicho me enamoro ).

El precio con el descuento de los 69 años de mi padre se queda en 330, que es un precio muy económico para una tele de 32, y creo que no me voy a arrepentir de la compra.

Una de las cosas que mas me llamo fue lo bien que se veía la tele con la TDT conectada. Pensándolo bien yo no tengo ningún interés en que la tele sea 1080p(Full HD), y preferia una 720p (HD Ready) porque cuando la fuente de video es de resolución baja, se ve mejor cuanto menor sea la revolución de la pantalla. Dado que yo no tengo ni HD-DVD, ni bluray, ni ninguna intención de actual izarme creo que me viene mejor una tele HD-Ready.

Cuando me traigan la tele a casa prometo hacerle un comentario mas extenso sobre sus virtudes y defectos, pero por ahora la ilusión no me la quita nadie.