martes, 5 de junio de 2018

Portátil para juegos 15,6": MSI GL63 8RD-407XES

FICHA TECNICA
Procesador: Intel Core i7-8750H (6x2,2 Ghz / TDP: 45 W. / 9 Mb. Smartcache)
Memoria: 8 Gb. DDR4 a 2.400 Mhz. (Ampliable a 32 Gb.)
Almacenamiento: Unidad SSD de 512 Gb. M.2
Sistema Operativo: FreeDOS.
Red: Gigabit Ethernet, Wifi-AC y Bluetooth.
Tarjeta Gráfica: nVidia Geforce GTX 1050 Ti (4 Gb. GDDR5).
Pantalla: 15,6" Full-HD (1920x1080) con tecnología LED.
Dimensiones: 383x260x29 mm.
Peso: 2,2 Kg.
Otros: 3 puertos USB 3.1 (Gen1) de tipo A, 1 puerto USB 3.1 (Gen1) de tipo C, salida HDMI, salida miniDisplayPort, lector de tarjetas SD/MMC, teclado retroiluminado con bloque numérico independiente, touchpad multi-táctil y webcam HD.

Precio (Actualizado 05/06/2018):
PcComponentes : 1.069 € (IVA incluido)

Recuerda que comprando desde los enlaces del blog, ayudas a que este siga existiendo.

Más Información 
Página Oficial
Review en Techguru (en vietnamita)

Posibles alternativas:
Asus TUF FX504GE-DM198T: 1.199 € (IVA incluido)
(Intel Core i7-8750H / 16 Gb. DDR4 / 128 Gb. SSD + 1 Tb. HDD / nVidia Geforce GTX 1050 Ti / 15,6" LED Full-HD / Windows 10 Home / 2,3 Kg.)
Comentado en el blog

MSI GP63 8RD-275ES Leopard: 1.229 € (IVA incluido)
(Intel Core i7-8750H / 16 Gb. DDR4 / 256 Gb. SSD + 1 Tb. HDD / nVidia Geforce GTX 1050 Ti / 15,6" LED Full-HD / Windows 10 Home / 2,2 Kg.)
No comentado en el blog

Gigabyte Sabre 15-G: 1.289 € (IVA incluido)
(Intel Core i7-8750H / 16 Gb. DDR4 / 256 Gb. SSD + 1 Tb. HDD / nVidia Geforce GTX 1050 / 15,6" IPS Full-HD / Windows 10 Home / 2,3 Kg.)
No comentado en el blog

Cuando, hace unas semanas, MSI comenzó a comercializar portátiles basados en  los microprocesadores Coffee Lake, la gran mayoría eran versiones actualizadas de modelos que ya conocíamos y cuya única diferencia aparente con respecto a las versiones anteriores era el nuevo microprocesador.

Una de las escasas excepciones es el MSI GL63, un portátil que, equipado con gráficas nVidia Geforce GTX 1050 y 1050 Ti, está llamado a situarse en el primer escalón de la gama de portátiles para juegos del fabricante de Taiwan, una vez haya desaparecido del mercado su predecesor en este, el popular MSI GL62.

Lo primero que me llama la atención de este nuevo modelo es el agresivo diseño de su cubierta, que a diferencia de la del GL62 presenta un diseño anguloso, con dos lineas oblicuas que flanquean los logotipos de MSI y de las Gaming Series, situados en el centro de esta.

Otra diferencia evidente reside en la línea de color rojo que rodea el perímetro del área de trabajo, y que me recuerda a antiguos portátiles MSI como el GE60, que también contaba con está linea, mientras que en otros modelos más actuales como, por ejemplo, el GE62 o el GP62, esta línea estaría presente solo en la parte frontal y la trasera.

También se aprecian ciertos cambios en el diseño del área de trabajo, que cuenta ahora con un diseño asimétrico, y en los un botón de encendido que, situado sobre el teclado numérico, presenta una forma triangular.

Aunque completamente construida en plástico, su carcasa muestra una adecuada solidez que se evidencia en la buena estabilidad del área de trabajo, siendo necesario aplicar bastante fuerza para que se hunda ligeramente, mientras que su cubierta, bastante más flexible, cede visiblemente al presionar, llegando a aparecer artefactos visuales en la imagen de la pantalla si lo hacemos con suficiente intensidad.

Su sistema de bisagras, que permite un ángulo de apertura de 135º, mantiene la pantalla en la posición seleccionada durante el uso normal del portátil, pero no puede evitar una ligera oscilación al utilizarlo en entornos inestables como autobuses o trenes en movimiento.

Un 30% más potente que el Intel Core i7-7700HQ de séptima generación, su microprocesador de seis núcleos Intel Core i7-8750H a 2,2 Ghz. nos permitirá realizar todo tipo de funciones avanzadas (retoque fotográfico, edición de vídeo, diseño CAD, etc.) a los niveles más exigentes.

Gracias a la tecnología TurboBoost, este microprocesador puede aumentar su velocidad hasta un máximo de 4,1 Ghz. cuando solo uno de los núcleos está activo, 4 Ghz. cuando cuatro de ellos lo están, o 3,9 Ghz. cuando todos los núcleos se encuentran en uso.

Es además compatible con las tecnologías de virtualización VT-x y VT-d, así como con las instrucciones AES-NI y AVX2.

Dispone de 8 Gb. de memoria DDR4 a. 2400 Mhz. (un solo módulo), y una unidad SSD de 512 Gb. con interfaz M.2 que no sería NVME, y que en esta versión en concreto no estaría acompañada por un disco duro mecánico, que si podríamos encontrar en versiones como el MSI GL62 8RD-014XES.
Fuente: TechGuru.vn
Al no tener tapa de mantenimiento, es necesario retirar completamente la base para comprobar la presencia de dos zócalos DIMM, que hacen posible ampliar el portátil hasta 16 Gb. insertando un nuevo módulo de 8 Gb. en el zócalo libre o, si lo preferimos, hasta el máximo de 32 Gb. sustituyendo la memoria de serie por sendos módulos de 16 Gb. de capacidad.

Ambas operaciones nos permitirían además disfrutar de las ventajas de la tecnología Dual Channel, que permite al sistema acceder a ambos módulos de memoria al mismo tiempo, siempre y cuando estos tengan similares características (si son del mismo modelo, mucho mejor).

Es posible adquirir versiones de este modelo que, como el MSI GL63 8RD-400XES, contarían ya con 16 Gb. de memoria RAM.

Además del zócalo M.2 en el que va colocada la unidad SSD, el GL63 cuenta con un conector SATA3 en el que podríamos instalar un disco duro mecánico o unidad SSD adicional.

La elevada potencia 3D de la nVidia Geforce GTX 1050 Ti, que cuenta con 4 Gb. de memoria GDDR5 dedicada, nos permitirá disfrutar de una experiencia de juego excelente (detalles altos en resolución Full-HD) con la gran mayoría de los títulos actuales, si bien en determinados juegos muy exigentes como, por ejemplo, Ark Survival Evolved, será necesario reducir el nivel de detalles y/o la resolución para conseguir una fluidez adecuada.

También con 4 Gb. de memoria GDDR5 contaría una nVidia Geforce GTX 1050 (como la equipada por el MSI GL63 8RC-015XES) que, aunque ligeramente inferior en rendimiento a la anterior, permite también una excelente experiencia de juego con la gran mayoría de títulos actuales.

Gracias a su acabado mate y su buen nivel de brillo, sería posible utilizar en exteriores la pantalla de este modelo, un panel LCD de 15,6" Full-HD (1920x1080) con retroiluminación LED que ofrecería un adecuado nivel de contraste, una buena fidelidad de color (especialmente tras recalibrar la pantalla), y unos ángulos de visión limitados pero suficientes.

Cuenta con unas capacidades de conexión a redes más que correctas, siendo compatible con Gigabit Ethernet, Wifi-AC y Bluetooth en su versión 5.0.

Además del conector de alimentación, situado en la esquina trasera, el lateral derecho incluye dos puertos USB 3.1 (Gen1) de tipo A y el lector de tarjetas SD/MMC, mientras que distribuidos a lo largo del lateral izquierdo encontramos el enganche para candado Kensington, un puerto RJ45 (Ethernet), salida HDMI, salida miniDisplayPort, un tercer puerto USB 3.1 (Gen1) de tipo A, un puerto USB 3.1 (Gen1) de tipo C, y conectores independientes para micrófono y auriculares (con salida de audio digital S/PDIF).

Retroiluminado en color rojo, su teclado en isla proporciona una experiencia de escritura muy buena gracias al buen tamaño de sus teclas, el agradable tacto y, sobre todo, el adecuado recorrido al pulsar, si bien la inusual disposición y tamaño de algunas de sus teclas hará necesario un cierto periodo de adaptación.


En cuanto a su touchpad, que cuenta con dos botones físicos independientes, presenta un generoso tamaño y una superficie suave que facilita el deslizamiento de los dedos, ofreciendo una buena respuesta y precisión, y compatibilidad con gestos multi-táctiles.

Optimizados mediante la tecnología Nahimic 3, sus altavoces proporcionan una adecuada calidad de sonido que se ve perjudicada por la ausencia casi total de graves, ofreciendo además un alto nivel de volumen.

Similar al utilizado por el MSI GE63, su sistema de refrigeración "Cooler Boost 5" cuenta con 7 heatpipes y dos ventiladores que solo se activan ocasionalmente durante un uso ligero, para evacuar el calor acumulado en su interior, generando un nivel de ruido que, aunque claramente audible, no resultaría molesto.

Bajo carga, sus ventiladores giran a alta velocidad para disipar el calor generado por su potente configuración, alcanzando niveles de ruido que pueden resultar molestos para personas sensibles al este, y que se elevaría aun más si activamos el modo "Cooler Boost", que fuerza a sus ventiladores a girar a su máxima velocidad para mejorar la refrigeración.

Aun sin activar dicho modo, las temperaturas en las superficies exteriores del portátil permanecen dentro de limites razonables durante el uso normal del equipo.

El principal defecto de este modelo reside en la escasa autonomía proporcionada por su batería integrada, que apenas supera las 3 horas de uso ligero (navegación con Wifi).

Las evidentes limitaciones del sistema operativo FreeDOS preinstalado en todas las versiones de este modelo, hacen recomendable instalar un sistema operativo alternativo (una licencia de Windows 10 Home nos costaría alrededor de 100 € adicionales).

No hay comentarios: