domingo, 10 de julio de 2011

Reseña Abandonware: Ultimate Soccer Manager 2

FICHA TÉCNICA
Titulo:
Ultimate Soccer Manager 2
Desarrollador(es):
Sierra

Año: 1995
Genero: Deportes
Sub-Generos: Futbol, Manager


Siguiendo con la serie de entradas sobre juegos abandonware iniciada el pasado lunes con la reseña sobre el Conquest Of The New World, le llega el turno al Ultimate Soccer Manager 2 (también conocido como USM2), un manager deportivo que incorporaba ciertas características a un género en el cual el estilo habitual era el del, por entonces, archiconocido Pc Futbol.

Es, como su propio nombre indica, la segunda parte de una saga iniciada por el Ultimate Soccer Manager original, al que mejora en muchos aspectos, y anterior al Ultimate Soccer Manager 98, a la postre final de esta saga, que aumenta el número de ligas jugables y mejora el sistema de traspasos, pero que desgraciadamente no funciona correctamente con sistemas operativos distintos a Windows 95/98, siendo necesaria la utilización de una máquina virtual tipo Virtual PC para jugar correctamente, mientras que el USM2 funciona correctamente con DosBox.

Esta segunda parte nos permitirá jugar a tres ligas europeas diferentes (una cada vez), la inglesa (con 5 divisiones diferentes), la alemana (con 3 divisiones que incluyen los 4 grupos de regional) y la francesa (con 3 divisiones que incluyen las dos de conferencia nacional),

Al iniciar una partida se nos preguntara el número de jugadores, nuestro(s) nombre(s) de manager (formado(s) por nombre y apellido), y que equipo(s) deseamos dirigir, pudiendo elegir tanto aquellos de la máxima categoría, como los de divisiones inferiores. Además, tendremos acceso a otras opciones de juego como la posibilidad de activar o desactivar la parte comercial del juego (merchandising, entradas, etc.), diferentes opciones multimedia (voces, música, sonidos), o la posibilidad de amañar partidos, una opción que, hasta el momento, no he visto en ningún otro juego.

A diferencia de otros juegos del mismo género, el USM2 apuesta por un menú algo diferente a los habituales en que nos mostrara los alrededores del estadio, en los cuales podremos encontrar diferentes aéreas y edificios que, al pinchar sobre ellos, nos llevaran a estancias donde, seleccionando sobre determinados elementos de estas, podremos acceder a las diferentes funciones necesarias para controlar nuestro equipo.

De esta manera, si pinchamos sobre el edificio del manager (que se irá ampliando según subimos de categoría), accederemos a la oficina de este, en la cual podremos acceder a la máquina de fax (para ver la lista de transferencias, por ejemplo), consultar el fichero (donde encontraremos información sobre el club, el manager y los jugadores), la televisión (donde podremos consultar los resultados y las clasificaciones en el teletexto), o el periódico (donde podremos leer las crónicas de nuestros partidos).

En la parte superior de la pantalla contamos con un menú rápido que nos permitirá acceder a varias opciones pinchando en el icono correspondiente desde cualquier área del juego.

El sistema de habilidades es muy sencillo, contando con varias capacidades técnicas (paradas, entradas, pases, tiros, control de balón y saques de banda), físicas (velocidad y resistencia) y mentales (la personalidad del jugador), estando estas últimas ocultas para el manager.

A medida que vayan pasando las temporadas, los jugadores irán envejeciendo y retirándose, siendo sustituidos por otros que aparecerán libres en la lista de transferencia (a principio de temporada) o en otros equipos. Aunque sencillo, el sistema de contratos y transferencias es también bastante completo, siendo necesario negociar tanto con el jugador (ficha e incentivo) como con su club (traspaso), siendo necesario definir también el tiempo de contrato.


Es posible además mejorar nuestro jugadores mediante entrenamiento, para lo cual necesitaremos contratar entrenadores generales o específicos para cada disciplina (que cobraran más o menos según su habilidad de entrenamiento), debiendo contratar también médicos (para prevenir y tratar lesiones) y ojeadores (para buscar jugadores).

A través del menú de instalaciones podremos construir nuevas tiendas, bares o restaurantes (entre otros edificios), que nos proporcionaran grandes beneficios los días de partido (dependiendo de la afluencia de público, claro), pudiendo ampliar también el estadio mediante actuaciones sobre cada una de las áreas del estadio, pudiendo seleccionar la cantidad de localidades, el tipo de estas (sentado o de pie), si deseamos que estén cubiertos y, en última instancia, si deseamos construir también palcos VIP.

Uno de los muchos puntos fuertes de este juego es su sistema de tácticas, que nos permitirá configurar al milímetro como queremos que se muevan nuestros jugadores durante el partido (tanto con balón como sin balón), pudiendo diseñar también jugadas ensayadas o movimientos de ataque o defensa, lo que nos permitirá mejorar el rendimiento de nuestro equipo.

Uno de los aspectos que más me llama la atención en este juego es la posibilidad de realizar ciertas prácticas poco éticas como, por ejemplo, amañar partidos, sobornar a manager rivales para que nos vendan a sus estrellas, o apostar en nuestros partidos (también a nuestra derrota), algo que no he visto, hasta el momento, en ningún otro juego del mismo estilo.

Como podéis ver en las fotografías, los gráficos de este juego no tienen nada que envidiar a otros managers de futbol actuales, contando además con unos buenos efectos de sonido (que en la versión CD incluyen también voces), y una banda sonora muy cuidada (si no recuerdo mal, con hasta 5 canciones diferentes, ).

En definitiva, un juego al que, a pesar de la gran cantidad de opciones disponibles, resulta muy sencillo jugar, y que nos ofrecerá un montón de horas de diversión. El único punto en contra es que, al ser un juego del año 96, los equipos y jugadores corresponden a los de aquella época, de los cuales quedan muy pocos en activo en la actualidad (Ryan Giggs, David Beckham, y pocos más).