jueves, 20 de septiembre de 2018

Portátil para juegos 15,6": HP Pavilion 15-BC400NS

FICHA TECNICA
Procesador: Intel Core i5-8250U ( 4x1,6 Ghz / 15 W. TDP / 6 Mb. SmartCache) 
Memoria: 8 Gb. DDR4 a 2.400 Mhz. (Ampliable a 32 Gb.)
Almacenamiento: Disco duro de 1 Tb. a 5.400 rpm.
Sistema Operativo: FreeDOS
Red: Gigabit Ethernet, Wifi-AC y Bluetooth.
Tarjeta Gráfica: nVidia Geforce GTX 1050M (2 Gb. GDDR5).
Pantalla: 15,6" Full-HD (1920x1080) con tecnología LED. 
Dimensiones: 382x252x24 mm.
Peso: 2,2 Kg.
Otros: 1 puerto USB 2.0 de tipo A, 2 puertos USB 3.1 (Gen1) de tipo A, salida HDMI, lector de tarjetas SD/MMC, teclado retroiluminado con bloque numérico independiente, touchpad multi-táctil y webcam HD.

Precio (Actualizado 20/09/2018)
PcComponentes: 585 € (IVA incluido)

Más Información
Página Oficial

Posibles alternativas:

Asus Vivobook R570ZD-DM107: 729 € (IVA Incluido)
(AMD Ryzen 5 2500U / 8 Gb. RAM / 1 Tb. HDD / nVidia Geforce GTX 1050 / 15,6" LED Full-HD / Endless OS / 1,96 Kg.)
Comentado en el blog

Acer Aspire A715-71G-589W: 685 € (IVA incluido)
(Intel Core i5-7300HQ / 8 Gb. RAM / 1 Tb. HDD / nVidia Geforce GTX 1050 / 15,6" LED HD / Windows 10 Home / 2,35 Kg.)
Comentado en el blog

Lenovo Legion Y520-15IKBN: 699 € (IVA incluido)
(Intel Core i5-7300HQ / 8 Gb. RAM / 128 Gb. + 1 Tb. HDD / nVidia Geforce GTX 1050 / 15,6" IPS HD / Windows 10 Home / 2,4 Kg.)
Comentado en el blog

Cuando, hace algo más de dos años, comentaba por primera vez el HP Pavilion Gaming 15-BC000NS en este blog, destacaba el diseño de un modelo que, con una potencia equivalente a la de un portátil para juegos, no desentonaba en entornos profesionales o académicos, gracias al acabado gris plata de la cubierta y la base, mientras que el marco de la pantalla y el área de trabajo eran de color negro.

Aproximadamente un año después, HP presentaba los HP Pavilion 15-BC300NS, un portátil de orientación multimedia que con un acabado exterior que recordaba al del Pavilion Power 15, y que destacaba por su excelente relación características/precio, con microprocesadores Intel Core i5 e i7 de bajo consumo y séptima generación, gráficas nVidia Geforce GTX 950M, y pantalla IPS con resolución Full-HD por alrededor de 700 €.


Me avergüenza reconocer que, quizás por las grandes diferencias entre sus configuraciones de hardware, no me di cuenta en aquel momento de que el citado HP Pavilion 15-BC300NS era, en realidad, una versión recortada del HP Pavilion Gaming 15-BC000NS, y que pese a las grandes diferencias en el color de la carcasa, esta era exactamente la misma que la del modelo de 2016.

No fui consciente de ello hasta hace unos días cuando, gracias a un lector del blog que prefiere mantener el anonimato, pude sostener entre mis manos uno de los nuevos HP Pavilion 15-BC400NS, una nueva versión que presenta algunas diferencias importantes con respecto a la generación anterior, especialmente en lo que se refiere a la configuración de hardware, que es ahora mucho más potente que la de versiones anteriores, sin que esto produzca un incremento significativo en su precio.

Al igual que su predecesor, este modelo está disponible en dos variantes cuya única diferencia reside en el color del logo de la cubierta, y el borde y las etiquetas de las teclas de su teclado "en isla", que pueden ser de color negro brillante y blanco, o verde en ambos casos, mientras que el resto de superficies del portátil presentan un sobrio acabado negro que, con la excepción del área de trabajo, que cuenta con un patrón cepillado, sería liso en todas ellas.

Sus formas redondeadas contrastan con las tendencias de diseño actuales en lo que a portátiles para juegos se refiere, en las que suelen primar diseños más agresivos y angulosos, mientras que su grosor de 24,5 mm. y su peso de 2,2 Kg. los situan en la mitad de la tabla de este segmento, situándose ligeramente por encima de modelos como el Lenovo Legion Y520-15IKBN (26 mm. y 2,4 Kg.), o el Asus ROG Strix GL553VD (30 mm. y 2,5 Kg.) en este aspecto.

Situados en la parte trasera del lateral izquierdo encontramos el enganche para candado Kensington, el conector combinado de auriculares /micrófono, y dos puertos USB de tipo A, uno de los cuales seria USB 2.0, mientras que el otro sería USB 3.1 (Gen1)-

En el lateral derecho tenemos un tercer puerto USB de tipo A que, en este caso, sería también USB 3.1 (Gen1), una salida HDMI, el conector de alimentación, un puerto RJ-45 (Ethernet), un lector de tarjetas SD/MMC, y los LEDs de estado.



Construida íntegramente en plástico, la carcasa de este modelo muestra una adecuada solidez que se evidencia en la rigidez de su área de trabajo, que apenas se hunde ligeramente al presionar con fuerza, la cual no se extiende a la cubierta de la pantalla, que cede visiblemente al presionar, llegando a aparecer artefactos visuales en la imagen si lo hacemos con suficiente fuerza.

Con un rendimiento equivalente al del Core i5-7300HQ de consumo estándar, su microprocesador de bajo consumo Intel Core i5-8250U, que cuenta con cuatro núcleos a 1,6 Ghz. (y ocho hilos de proceso), nos permitirá realizar tanto tareas cotidianas (ofimática, Internet, multimedia, etc.), como avanzadas (retoque fotográfico, edición de vídeo, diseño CAD, etc.) a niveles exigentes.

Apenas ligeramente más potente (alrededor de un 5%) sería el microprocesador de bajo consumo Intel Core i7-8550U a 1,8 Ghz. equipado por determinadas versiones (HP Pavilion 15-BC403NS), que cuenta también con cuatro núcleos y ocho hilos de proceso, no compensa por si solo la gran diferencia de precio con respecto a las versiones basadas el Core i5.

Ambos microprocesadores son compatibles con las tecnologías de virtualización VT-x y VT-d, las instrucciones AES-NI y AVX2, o la segunda versión de TurboBoost, que permite al Core i5-8250U aumentar su velocidad hasta un máximo de 3,4 Ghz., por los 4 Ghz. que alcanzaría el Core i7-8550U.

Es conveniente comentar que existe una segunda serie de este modelo que, con la designación HP Pavilion 15-BC450, estaría animada por microprocesadores Coffee Lake de consumo estándar, y de la que espero hablar con mayor profundidad en una futura entrada.

Basta decir, de momento, que la versión HP Pavilion 15-BC450NS estaría basada en un microprocesador de cuatro núcleos Intel Core i5-8300H a 2,3 Ghz. que ofrecería un rendimiento equivalente al del Core i7-7700HQ de la anterior generación, mientras que el Intel Core i7-8750H a 2,2 Ghz. equipado por la versión HP Pavilion 15-BC451NS, que cuenta a su vez con seis núcleos y 12 hilos de proceso, ofrecería una potencia entre un 30 y un 40% superior, que lo convierten en la opción idónea para realizar funciones avanzadas a los niveles más exigentes.

Dispone de 8 Gb. de memoria DDR4 a 2.400 Mhz. (un solo módulo), y un disco duro de 1 Tb. a 5.400 rpm., no contando con unidad óptica interna.

Al no contar con tapa de mantenimiento, es necesario desmontar la base para acceder a los componentes internos del portátil, entre los cuales encontramos dos zócalos DIMM que nos permitirán ampliar la memoria RAM hasta un máximo de 32 Gb., sustituyendo la memoria de serie por sendos módulos de 16 Gb., o hasta 16 Gb. de capacidad, añadiendo un nuevo módulo de 8 Gb. al ya existente, dos operaciones que hacen posible, además, disfrutar de las ventajas de la tecnología Dual Channel.



Como podemos ver en el gráfico adjunto, este modelo contaría además con un zócalo M.2 en el que podríamos colocar una unidad SSD adicional al disco duro (una de 240 Gb. nos costaría poco más de 60 €), si bien esta tendría que ser necesariamente SATA3.

Dotada, dependiendo de la versión, con 2 o 4 Gb. de memoria GDDR5, la nVidia Geforce GTX 1050 proporciona potencia 3D suficiente para disfrutar de una buena experiencia de juego (detalles medios en resolución Full-HD) con prácticamente todos los títulos actuales, si bien en determinados títulos muy exigentes podría ser necesario reducir el nivel de detalles y/o la resolución para obtener una fluidez adecuada.

Su pantalla, un panel LCD de 15,6" con resolución Full-HD (1920x1080) y retroiluminación LED, ofrece un mediocre nivel de brillo, un buen valor de contraste, una escasa fidelidad de color, y unos ángulos de visión que, si bien no son tan amplios como los de una panel IPS, son bastante buenos para una pantalla TN como esta.

Debido a su mediocre nivel de brillo, la utilidad de la superficie mate de su pantalla se reduce a días nublados y zonas de sombra.

Cuenta con unas buenas capacidades de conexión a redes, siendo compatible con Gigabit Ethernet, Wifi-AC y Bluetooth en su versión 4.2.

Aunque el recorrido al pulsar resulta algo corto, la experiencia de escritura proporcionada por su teclado "en isla", que cuenta con retroiluminación en blanco o verde dependiendo de la versión, es bastante buena gracias al buen tamaño de sus teclas y el agradable tacto, mientras que su Clickpad, de buen tamaño y con una superficie suave, ofrece una adecuada respuesta y precisión, y es compatible con gestos multi-táctiles.

La escasa calidad de sonido proporcionada por sus altavoces, cuyo nivel de graves es prácticamente inexistente debido a la falta de subwoofer, recomienda el uso de auricuales o altavoces externos cuando sea posible.

Como es habitual en portátiles HP, los ventiladores permanecen activos en todo momento, generando un nivel de ruido bastante reducido durante un uso ligero, que se incrementa notablemente bajo carga, pero no llega a resultar molesto en ningún momento, mientras que las temperaturas en las superficies exteriores del portátil permanecen dentro de límites razonables en cualquier situación.

Teniendo en cuenta la alta capacidad de la batería, que cuenta con 61,5 Wh. y 5.360 mAh. (según el fabricante), y la alta eficiencia energética de su microprocesador de bajo consumo, la autonomía proporcionada por este modelo resulta algo decepcionante, pues apenas supera las 5 horas de uso ligero (navegación con Wifi).

Esta versión en concreto se entrega con el sistema operativo FreeDOS preinstalado, si bien es posible adquirir versiones (HP Pavilion 15-BC402NS) que contarían con Windows 10 Home preinstalado y con su correspondiente licencia.

No hay comentarios: